Clarice Lispector: Mejor que arder. Cuento

Esta galería contiene 1 foto

Era alta, fuerte, con mucho cabello. La madre Clara tenía bozo oscuro y ojos profundos, negros. Había entrado en el convento por imposición de la familia: querían verla amparada en el seno de Dios. Obedeció. Cumplía sus obligaciones sin reclamar. … Sigue leyendo

Tu voto: